Seleccionar página

Tiempo de preparación: 60 minutos // Número de raciones: 4 personas

El Börek es uno de los platos más tradicionales de la cocina Turca, país que se atribuye la creación de esta especie de empanadilla de hojaldre que puede rellenarse de casi todo. Patatas, espinacas, queso, mariscos, miel y almendras en su variante más dulce. Es fácil, rápido y asequible. Sólo hay que ser cuidadoso a la hora de manipular las hojas de hojaldre precocinadas, que facilitan de manera importante la realización de este plato sabroso y exótico.

Ingredientes:

  • Pasta filo
  • 750 gramos de carne picada de ternera o cordero (también se puede hacer con cerdo)
  • 1 cebolla mediana
  • 2 dientes de ajo
  • Aceite de Oliva
  • Eneldo picado
  • Perejil picado
  • Cúrcuma, tomillo, sal y pimienta
  • 100 gramos de mantequilla
  • 1 yogur griego
  • 1 huevo

Preparación:

Antes de ‘montar’ el Börek hay que preparar el relleno. Haz un sofrito previo con la cebolla y el ajo picados muy finos. Cuando la cebolla se ‘poche’ añade la carne y espera a que ésta se dore. Lo normal es utilizar cordero, pero también sale bien con ternera o, incluso, cerdo (aunque a un turco esto no le haría ni una pizca de gracia). Cuando la carne está dorada se pasa a salpimentar y remover bien antes de añadir las especias (conviene ser prudente con las cantidades para evitar matar el sabor de la carne) y, finalmente, el zumo de limón. Esperar a que la mezcla reduzca a fuego lento. Si te gusta darle un toque dulce, puede añadir una cucharada pequeña de miel, que casa a la perfección con el limón y las especias.

Antes de iniciar el montaje del Börek tienes que precalentar el horno a una temperatura de 180 grados.

Para preparar el plato, coge una fuente rectangular y engrásalo con mantequilla. Pon tres hojas de pasta filo dejando el sobrante rebosando el molde. MUY IMPORTANTE Hay que poner un poquito de mantequilla derretida entre las diferentes capas de pasta filo excepto en las caras que están directamente en contacto con la carne. Deposita la mitad del relleno y cúbrela con otras tres hojas doblando hacia dentro el sobrante; repite el paso de la mantequilla derretida. Arruga estas hojas para que se formen burbujas de aire y pliegues. Vierte entonces el resto del relleno y cubre con otras dos hojas reforzando los bordes con el sobrante de la base. Pinta la superficie superior con la mezcla resultante batir un huevo con un chorrito de aceite de oliva. Hornea durante unos 35 minutos y sirve el börek cortado en porciones pequeñas.